miércoles, 5 de enero de 2011

Y en la inmensidad del vacio un perro ladraba, sin, aparentemente, nadie ke repare en su ladrido

No hay comentarios:

Monólogos de un Payaso

Colores Plasmados